Lo último

Entrevista a Jason Y. Ng (2ª parte)

Concluimos la entrevista con el abogado, escritor y activista Jason Y. Ng, al que agradecemos su amabilidad y disposición. Y de nuevo agradecer también a Mercè Blasco de Hong-Konnection el haberla hecho posible.

Nos ha dicho que en la época colonial a pesar de las desigualdades y la tensión existente, la promesa de una vida mejor mediante el esfuerzo daba esperanza a la población, ¿significa eso que la juventud hongkonesa protesta porque realmente quiere democracia o por esa mejor vida que ahora no existe?

Creo que son dos caras de la misma moneda. Una mejor vida significa mejores oportunidades, más igualdad, un gobierno trabajando para todos en vez de solo para los más poderosos. Un jefe ejecutivo capaz de proporcionar esos derechos, y no unos líderes y miembros del Parlamento solamente leales a los que les han puesto en el poder, en vez de a una población con la que no tienen nada que ver.  Los políticos solo escuchan a la gente que les vota, por eso queremos al menos “una persona, un voto”. Normalidad para elegir libremente a nuestros representantes, a pesar de que es muy difícil esperar ecuanimidad, puesto que así es la naturaleza humana. Pienso que los asuntos sociales y económicos son análogos a los asuntos políticos.

¿Cómo se vivió en Hong Kong la desaparición de los libreros y la posibilidad de que hubieran sido detenidos por la policía continental en suelo hongkonés? La información que nos llegaba daba la sensación de cierto pánico.

No creo que la población en general tuviera una reacción de pánico. Sabemos qué temas no tocar. Si no publicas libros sobre los líderes chinos o sobre la política del país, tampoco hablas sobre política, y no eres un activista como Joshua Wong, puedes estar tranquilo. Lo que sí hubo fue decepción y enfado porque se suponía que existía el principio de “un país, dos sistemas”. Pero si los policías chinos pueden utilizar las leyes chinas en Hong Kong, significa que del principio solo existe el nombre y la credibilidad de Pekín queda en entredicho.

Yau Wai Ching y Baggio Leung se convirtieron en noticia por su lenguaje despectivo e insultos hacia China en su jura de cargos, que daba la sensación de ser una performance, ¿qué le pareció a usted?

Creo que la reacción de Pekín fue exagerada hacia esa performance, como la has llamado. Ellos trataron, probablemente de molestar al Gobierno, sí, pero no era suficiente para que tomaran medidas drásticas y reinterpretar la Ley Básica para anular sus escaños. Eso fue ir demasiado lejos. Tampoco creo que fuera muy inteligente insultar a la gente de China y hacer enfadar mucho a Pekín. No es la manera de hacer de Hong Kong un lugar más democrático. Aunque mucha gente, yo incluido, pensamos que se trata tan solo de gente joven enfadada.

Como ha dicho en la anterior respuesta el gobierno chino decidió anular inmediatamente los escaños de estos diputados sin esperar la decisión del Tribunal, ¿significa esto el fin de la autonomía en Hong Kong?

Sí, era claramente un asunto doméstico. Es nuestro parlamento, nuestros legisladores, elegidos por nuestra población. Es como si el gobierno de Hong Kong no supiera lidiar con estos problemas y Pekín interviniera diciendo: “esto es lo que pone en la Ley Básica”. Yau Wai Ching y Baggio Leung llegaron demasiado lejos, sí, pero el gobierno también. Combinado con el secuestro de los libreros hace que “un país dos sistemas” no exista de facto. Pekín vino e interpretó a su manera nuestra ley haciendo que nos preguntemos, ¿dónde están los dos  sistemas? En realidad hay solo “un país, un sistema”.

Hace unos días Alex Chow y Joseph Cheng también estuvieron en España invitados por la Universidad de Sevilla ¿nota más interés en nuestro país por la situación de Hong Kong?

Curiosamente cené con Alex Chow en Londres y me dijo que iba a a ir Sevilla junto a grupos religiosos y proindependencia, así que creo que sí que hay cierto interés.

¿Qué solución cree que es la mejor y más realista para Hong Kong en estos momentos?

Creo que la mejor solución se debe dar por ambas partes. Quiero decir tanto por  parte de Pekín como por parte de la gente joven. Ambos necesitan tomar aliento, mirar dónde están, dar un paso atrás y rebajar la tensión. En Pekín cada vez están más enfadados y en Hong Kong los estudiantes se radicalizan a cada momento. Creo que todos tienen que calmarse y volver al momento en qué CY Leung llegó al Parlamento en 2012. Pensar racionalmente, aunque sea complicado ya que la situación es casi irreversible y es muy difícil dar marcha atrás. Veremos qué pasa en el futuro.

Guardar

Cinéfilo, comiquero y viajero nacido en Valencia en 1977, estudió dirección cinematográfica en la escuela Bande à Part de Barcelona, ciudad en la que reside en la actualidad. Lo que comenzó como interés por Japón y, posteriormente China, ha ido creciendo hasta abarcar la práctica totalidad del continente asiático al que ha viajado con frecuencia desde 2006. Asiduo a festivales de cine como Sitges o Vic, plasma sus reseñas de películas en el blog Asia-Cine. Sus intereses abarcan desde los mencionados al inicio hasta la geografía, geopolítica, historia, cultura y lenguas del mundo.

Últimas entradas deJohn Prskalo (ver todo)